Quiero que mis poemas te dejen algo, una reflexión, un recordatorio de algo que ya sabías o la posibilidad de una perspectiva nueva. Al hacerlo, pudiera hacer un uso estricto de las formas poéticas o variaciones. Sólo trata de mantener una mente abierta. Recuerda que para mí, la poesía es, una forma de ser: Ser Poesía. Este concepto va más allá que la palabra escrita, por lo tanto, el significado del poema tiene una gran importancia para mí.

Uso las formas poéticas de maneras variadas. Por esa razón, si decides analizar una forma poética de algún poema, deberías estar consciente de que puedo hacer variaciones a la forma original. Por ejemplo, supongamos que escojo una forma que requiere endecasílabos como lo sería el soneto. En este caso, podría variarlo y en alguna línea escribir un decasílabo.

También, podría escoger no seguir el número de sílabas requeridas para cierta forma. Me podría aproximar o completamente ignorar la regla silábica, a pesar de que en ese poema sí use el esquema de rima requerido. Por ejemplo, un rondelet requiere octosílabas de esta forma: 4, 8, 4, 8, 8, 8, 4 sílabas por línea. Podría no seguir estas, pero retener el patrón de rima (AbAabbA) y viceversa, es decir, podría ignorar la rima y seguir el patrón silábico e incluso hacer cosas mixtas.

¿Por qué haría esto? Primero que nada, lo haría porque prefiero el significado sobre la forma. Además, es refrescante crear variaciones de formas que se conocen. Estas variaciones pueden escucharse bien, pero en otros casos quizá no. Por eso, sugiero que mantengas una mente abierta: Uno de mis propósitos es la experimentación poética. Estos experimentos pudieran no parecer radicales, pero otra vez, primariamente le doy importancia al significado. Así que, por favor, toma en consideración esto mientras lees o analizas alguno de mis poemas.

Posted in: Sobre