He de calmar mis pensamientos,
en mi cabeza dan vueltas y vueltas
antes de conocer que es esa tormenta,
ahí­ presente.

Tormenta de mi alma,
tormenta de mi mente,
tan suave como la llovizna,
tan fuerte como un huracán,
perdido en el tiempo
donde no encuentro
lo que no pude ver,
lo que sólo en sueños pude ver.

La esperanza de poder lograr
lo que nadie ha de conocer,
lo que no está ahí­ para ver,
mi corazón en llamas para lograr
lo que sólo en sueños pude ver.

Signature Lina Ru