Tantas veces conocí­ las palabras
que vuelan con los sueños,
cada voz perdida entre los cielos,
vuelve a mí­ con cada mirada
desfallecida al sol.

No se cree en el cielo perdido,
cuando la vida está en el mar,
las voces fabrican huracanes delicados,
muriendo a medio dí­a.

Se olvida,
se recuerda,
se vuelve a vivir
donde no habí­a vida.

Podrí­a ser,
pero volar es más dulce,
más poético, más sutil.

Podrí­a creer,
pero dormir es más real,
más creativo, más versado.

Podrí­a soñar,
pero vivir es más cálido,
más mortal, más duro.

No hay hacia donde navegar,
podrí­a,
pero aún,
no lo sé.

Signature Lina Ru